Entrevista a Leti Canales, campeona de surf española

18 de enero 2023

En esta edición de Bryak Talks queremos acercaros historias de mujeres como la de Leticia Canales con el fin de visibilizar figuras importantes del deporte español que puedan convertirse en referentes para nuestras niñas, inspirando e inculcando la actividad física. La vida de Leticia ha estado siempre vinculada al deporte.

Iniciada al surf por su familia, lo practica de forma profesional desde los 11 años, ganando el campeonato de surf de Europa en 2021 y siendo campeona absoluta 8 veces de España. Es una enamorada del hockey hierba y le encanta la escalada. Pero, su vinculación no acaba aquí ya que estudió el Grado de Ciencias de la Actividad Física y Deporte, especializándose en psicología del deporte. 

P. Tu padre y hermana te ayudaron a iniciarte en el mundo del surf, ¿qué fue lo que más te animó de ellos?

R.- Fue inconscientemente, era algo que tarde o temprano iba a pasar. Pasábamos todo el verano en la playa, desde las 8 de la mañana hasta las 10 de la noche. Por tanto, había que mantenernos ocupadas, así que mi padre, junto a mis hermanas, nos cogía y nos llevaba a la orilla a ver las olas, a jugar con ellas... También pienso, ahora mismo, que eso creó un vínculo inseparable, y que aún persiste con mi padre, que es mi pilar en este deporte. Le doy las gracias por haberme sumergido en el mejor deporte posible. 

P. Podemos decir entonces que la familia tiene un papel importante para educar e inspirar, ¿qué le dirías a unos futuros o recientes papás y mamás, según tu experiencia? 

R.- Lo que más agradezco a mis padres es que me dieron la oportunidad de hacer todo tipo de deportes; de equipo, individuales, artes marciales, baile, patinaje, hockey hierba, senderismo...es decir, multideporte. Y poco a poco fui eligiendo mi camino, sin ninguna presión y con el acompañamiento de mis padres.

También me enseñaron por vía el deporte lo que es el respeto, el compañerismo, saber ganar, saber perder, jugar limpio, deportividad. Nunca oí malas palabras de mis padres en los partidos de hockey hierba o en los campeonatos de surf. Ganaba, estaban felices, pero por el esfuerzo que había hecho; perdía, no pasaba nada, tenía su apoyo, no me dejaban rendirme, confianza ante todo y buscaban que disfrutara.  

"...me enseñaron por vía el deporte lo que es el respeto, el compañerismo, saber ganar, saber perder, jugar limpio, deportividad.." 

P. Un estudio de la universidad Carlos III revela que el 83% de la niñas y adolescentes españolas dejan el deporte al ir haciéndose mayores. No solo la familia tiene un peso. ¿Por qué otros motivos crees que esto sucede?

R.- En mi opinión, hay diferentes factores que afectan que las niñas y adolescentes dejen el deporte y todas tienen relación entre sí, como la parte social, la parte económica, el machismo...

Hasta hace poco, era rarísimo ver a una mujer ser deportistas profesionales o deportista de alto nivel. Tampoco se ha podido impulsar desde el entorno próximo una buena valoración ni confianza de que puedes llegar a conseguir las metas deportivas. En la adolescencia te encuentras en una etapa en la que la carrera deportiva y la carrera universitaria no está igual valorada y como no hay remuneración económica importante, puede que haya presiones por parte de la familia.

No hay referentes y es difícil. Hay tantos casos y diferentes ejemplos que pueden hacer que dejemos el deporte en estas edades, que parece una locura, porque no encontramos esto en el sexo masculino. A mi parecer que es una falta de libertad que se impone a la mujer. 

P. Queremos cambiar estos datos y para nosotras es importante dar a conocer experiencias como la tuya a la comunidad de Bryan. Hablemos de tu surf. ¿Qué sientes cuando surfeas?

R.- Me parece genial, ya que esta situación puede cambiar dando visibilidad al deporte femenino, valorando los triunfos y las trayectorias de las deportistas, dando apoyo económico para que puedan seguir mejorando, promover el deporte base para que más niñas y adolescentes se sumen.

El surf es un deporte que practicamos en el agua, en un entorno que no controlamos, y las sensaciones son dispares, y no hay un día igual. Eso me gusta, tener que adaptarme a las condiciones, ese reto me motiva muchísimo. También me da serenidad, tranquilidad, me calma...Es un deporte muy completo, conectas con la naturaleza y contigo misma.    

P. ¿Cómo te preparas para una competición?

R.- Si dispongo de presupuesto, suelo ir una semana antes a la zona donde voy a competir, para poder entrenar en todas las mareas. El día previo, suelo preparar el material, hacer el plan de competición, y después de los entrenamientos previos, me suelo relajar oyendo música, pintando o viendo videos.

El día de la competición tengo una rutina establecida, con mi surf de reconocimiento donde solo busco sensaciones, sentir la pisada y sentirme lista para competir. Y previo a mi heat (ronda), me concentro con música que me motiva y entro en un estado mental para poder entrar a competir de la mejor forma. 

"... esta situación puede cambiar dando visibilidad al deporte femenino, valorando los triunfos y las trayectorias de las deportistas, dando apoyo económico para que puedan seguir mejorando, promover el deporte base para que más niñas y adolescentes se sumen." 

Leticia lleva los botines tipo chelsea, Marion, con suela track en color Beige.

P. ¿Cómo has trabajado para lograr el equilibrio y la concentración que requiere la práctica de un deporte de élite?

R.- He tenido la suerte de estar bien acompañada con psicólogos deportivos que me han ayudado en las diferentes etapas a superar los miedos, las lesiones, la presión, la competición y sus rachas... 

P. ¿Tienes una ola favorita? ¿Algún lugar idílico para un viaje de surf?

R.- Realmente no tengo una ola como tal. He surfeado en muchos lugares y las sensaciones van cambiando con el tiempo.

Si me hubieseis preguntado hace tiempo, igual te digo una. Ahora, con más calma, te puedo decir mi lugar favorito, indonesia.  

"El océano cambia de forma, las olas de tamaños, son incontrolables. Intento estar en calma cuando el miedo me sorprende, y gracias a la buena natación, la buena preparación física y las apneas, me siento más segura. Tengo un gran respeto a la madre naturaleza." 

P. ¿Has pasado miedo alguna vez?

R.- Sí, muchas veces. El océano cambia de forma, las olas de tamaños, son incontrolables. Intento estar en calma cuando el miedo me sorprende, y gracias a la buena natación, la buena preparación física y las apneas, me siento más segura. Tengo un gran respeto a la madre naturaleza.  

P. Cada vez hay más chicas surfeando, ¿Qué consejo les darías a las que a día de hoy están empezando?

R.- Los comienzos son siempre difíciles, habrá días de frustración, días de alegría, de todo tipo. Lo más importante, que disfruten de la sensación de libertad, de adaptación, en definitiva, que disfruten el camino y sus planes.

Gracias al surfing puedes conocer lugares que nunca hubieses pensado ir a visitar, culturas diferentes, en definitiva, vas a poder crecer como tal. 

Posa en lo alto de la playa de Sopelana donde aprendió a surfear.

En esta nueva campaña también invitamos a reflexionar sobre el amor propio. Cómo nos hablamos y nos vemos a nosotras mismas. ¿Crees que nos respetamos lo suficiente? ¿O más bien nos machacamos? ¿Somos nuestro peor enemigo?

R.- Con el tiempo he ido queriéndome más, respetando mis tiempos, mi "yo" interno. He aprendido a escucharme, porque de nada sirve taparte los oídos, ir de un lado a otro, si no eres feliz y no disfrutas del camino.

Soy una persona super perfeccionista, me encanta la mejora y dar mi máximo, pero muchas veces, por lesiones o por otras cosas, he tenido que aprender a bajar el ritmo para sentirme mejor. Claro que puedes llegar a ser tu peor enemigo, pero cuando esto pasa, es bueno pedir ayuda, a tu entorno, a tu familia, a tus amigos, a profesionales.

Esta vida esta para vivirla, los sueños se podrán cumplir o no, pero si en el camino disfrutas, es ahí donde está la clave; ¡Y QUE TE QUITE LO BAILAO! 

Comparte algo pequeño, un detalle del día a día, que te haga feliz.

R.-  Escribo todos los días un pequeño diario, donde todo vale. 

You have successfully subscribed!
This email has been registered